miércoles, 5 de julio de 2017

Comic: Velvet Volumen 2



Guión: Ed Brubaker
Dibujo: Steve Epting
Editorial: Image (edición original: ‘Velvet’ #6-10)

Que Brubaker y Epting son dos capos para el género de espías, conspiraciones y traiciones ya queda recontra claro solo con ver el excelente run que hicieron en ‘Captain America’. Pero que encima en Image (o sea teniendo control total de su creación) se hayan mandado una serie de espías ambientada en los años 70 ya es el súmmum de la genialidad. Y que encima inviertan el estereotipo de James Bond y la protagonista sea Moneypenny.... deja sin palabras.

Me explicó mejor tirando la base de la serie: Bond (bueno, no Bond porque no se puede, pero cuando dicen que el tipo es el espía top de una agencia secreta británica… ¡en el fondo es Bond!) es asesinado y todas las sospechas caen en la veterana secretaría del director, Velvet Templeton. Pero hete aquí que en realidad Velvet fue una superagente de la agencia y no piensa quedarse de brazos cruzados mientras le cargan la mochila.

En este segundo tomo Velvet analiza los descubrimientos hechos en el anterior, algo muy escabroso que tiene que ver con su pasado, con las razones por las que tuvo que retirarse del campo a un puesto de escritorio y que de alguna forma se relaciona con su presente como fugitiva. Todo en medio de persecuciones y tiros pero dentro de un registro realista, sin demasiadas exageraciones fuera de los gadgets tecnológicos, que tampoco son nada que no exista hoy en día.

No solo Velvet es un personaje hermoso como esta dibujado y escrito, hay muchos secundarios destacables, en especial uno llamado Damian Lake que debuta en este tomo y me encantó. Brubaker hace un gran uso de las voces en off para mostrar la forma de ser y pensar de estos personajes mientras la parte visual se ocupa más de la trama en sí, un gran ejemplo de laburo conjunto entre guionista y dibujante.

El dibujo de Steve Epting me encanta. Es clásico, refinado, muy realista y detallado para los rostros pero sin caer en la fotografía retocada con photoshop. Lo único que le pediría es que marque más la diferencia entre los personajes de Colt y Roberts: ambos son de la misma edad, misma contextura y con el mismo corte de pelo setentoso de Roger Moore, lo cual es lógico para la ambientación pero un pequeño dolor de huevos para distinguirlos. Por suerte la excelente paleta de colores de Elizabeth Breitweiser hace a uno castaño y el otro morocho.

‘Velvet’ es el gran homenaje de dos autores consagrados a un género que sin duda en los 70’s tuvo uno de sus mejore

s momentos. Y a la vez lo da vuelta como un panqueque invirtiendo los roles y ubicando en el centro de la acción un personaje femenino, cosa casi impensada en los 70’s (salvando honrosas excepciones como ‘Modesty Blaise’)

No hay comentarios: