martes, 28 de junio de 2011

Comic: Death - The High Cost of Living

Guión: Neil Gaiman
Dibujo: Chris Bachalo y Dave McKean
Editorial: DC Comics/Vertigo

The Sandman es un gran pendiente de este blog y este lector; actualmente estoy juntando todos los TP's para leerla de corrida pero pocas lecturas me dieron tantas satisfacciones como los primeros números de esta genial obra de Neil Gaiman que dejo una huella innegable en el comic y otros medios (sin ir más lejos, la peli Ink). Valga entonces como pequeña compensación la reseña de esta muy entretenida miniserie de Death, le mort, la muerte misma, lejos la más popular de todos sus hermanos.

La trama es simplisima; es más, casi se podria decir que no hay un argumento sino una excusa para que Death interactue con varios personajes: cada 100 años la Muerte vive un día como mortal y lo que cuenta la historia es uno de esos días.

Un día divertido, construido con muy buenos diálogos pero totalmente tranqui y pachorro; si alguna vez hacen una peli de esta historieta (el propio Gaiman estuvo a punto de hacerla) el director ideal seria Richard Linklater porque posta, es como ver Before the sunset con una pequeña vueltita sobrenatural.

No esperen grandes peleas, nada cósmico ni zarpado ni ver como Death se cruza con algún personaje histórico onda William Shakespeare. Acá toda esta (bien) pensado para contar una historia mínima sobre Death (usando el nombre Dede) y su compañero (un pendejo bastante soberbio que anda pensando en suicidarse) encontrandose con brujas vagabundas, magos ciegos inmortales, cantantes lesbianas, punks, taxistas, vendedores callejeros, de todo un poco... cada personaje tiene su pequeño momento y aportan un poquito al mensaje que quiere transmitir Gaiman: la vida es una sola y vale la pena vivirla.

¿Si les digo que el dibujante es Chris Bachalo me van a decir que no tiene nada que ver con la historia, verdad? Pues no, este Bachalo era el pre-pochoclo, el que recién la estaba empezando a descoser en Shade, The Changing Man y esta recontenido y tranqui, con una narrativa muy sobria y nada de esos experimentos zarpados como los que hizo en Marvel o en su propia (e incomprensible) creación, Steampunk. Pero ojo, lo de Death sigue siendo un laburo de puta madre y lleno de detallecitos, con mucha expresividad en los rostros y la Muerte más linda que he visto.

O al menos mucho más linda que la que dibuja Dave McKean en la historia de complemento, el famoso insert que salio en todas las revistas de Vertigo donde Death tiraba toda la posta sobre el SIDA; hoy en día a algunos esta historieta les puede parecer un poco "desfasada" pero en su momento fue toda una jugada de Gaiman y McKean (y de la editorial, hay que reconocerlo) hacer un material informativo y serio pero a la vez ganchero sobre un tema que no todo el mundo sabia como explicar (y aún hoy en día no se informa lo suficiente) Una lectura 100% imprescindible que McKean la dibuja con los mínimos recursos para que el arte no distraiga de lo que el guión quiere transmitir.

Un tomo que además de permitir disfrutar de tres grandes del comic nos deja pensando y con una sonrisa. Consejo: vayan a pasear por una linda plaza con sol después de leerlo.


Calificación:

No hay comentarios: